Galicia Black Towers vs Lisboa Navigators

El domingo 14 de marzo, a las 16:00 horas, se celebró en Cacheiras (Teo), el primer encuentro oficial de fútbol americano disputado en Galicia. Dentro de la liga portuguesa de fútbol americano se enfrentaron los Galicia Black Towers (equipo surgido de la fusión de los Coruña Towers y los Teo Black Thunders) y los Lisboa Navigators.

La celebración en sí del acontecimiento supone un hito histórico para el deporte de Galicia. El fútbol americano, que en Estados Unidos levanta pasiones y congrega audiencias de millones de espectadores es aquí un rara avis, una de esas cosas curiosas que despiertan escasa atención de los aficionados y de los medios de comunicación, excepto cuando se juega la Super Bowl, que mucha gente ve pero casi nadie entiende, como mucho el grupo de música que amenizó el intermedio.

No cabe duda de que el acercamiento al deporte no es sencillo y que el desconocimiento de las reglas y de las propias vicisitudes del juego no ayudan mucho a su difusión. Este deporte es como el submarinismo: para entenderlo hay que sumergirse.

Algunos tuvimos la fortuna de comenzar a disfrutar del deporte en retransmisiones de eventos en diferido, casi de forma furtiva, hace ya muchos años. Con un poco de paciencia fuimos desentrañando las claves del juego y con el tiempo hemos podido afirmar como el aforismo que “conocerlo es amarlo”.

El fútbol americano es un deporte de contacto, eminentemente físico, pero absolutamente estratégico, un poco como una partida de ajedrez con personajes reales. Dentro del campo cada uno tiene una función y, la suma de todos los esfuerzos, es la que consigue que el resultado sea el perseguido. Para que ello sea posible hacen falta dos ingredientes básicos: fluidez y coordinación. Y para conseguirlos sólo hay una receta: la práctica y la paciencia. Si a todo esto añadimos talento hemos conseguido la fórmula magistral, la que alcanzan unos pocos, la que construyó leyendas como las de Vince Lombardi entrenador de los míticos Green Bay Packers, campeones de las dos primeras Super Bowls, figura de tal magnitud que da nombre al trofeo que se entrega al campeón de la Super Bowl y sobre el que, al parecer, se va a realizar dentro de poco un biopic protagonizado por Robert de Niro. De los Montana, Elway, Favre, Warner, Brady, Manning, Brees, y todos esos quarterbacks que han llevado a sus equipos a la gloria del campeonato, pero también de aquellos que aún con un talento inconmensurable no lo consiguieron, como los míticos Dan Marino, todavía en posesión del récord de yardas de pase en una temporada y Jim Kelly, cuatro apariciones consecutivas en la Super Bowl con los Buffalo Bills que acabaron en cuatro derrotas.

Esfuerzo, dolor, sufrimiento, entrega, trabajo en equipo y también, supongo, mucha mierda como en cualquier deporte-negocio actual.

Eso en el mundo profesional, pero hay otro mundo, el de la gente que juega por el placer de jugar, que se hacen diez horas en un autobús para dejarse la piel en un campo de Galicia por amor al juego. Esto no pretende ser una crónica del partido, sino un homenaje a aquellos que participaron en el mismo.

Para los Black Towers, que como quien dice están empezando, decirles que simplemente saltar al campo y no perder la compostura aún a pesar de lo abultado del marcador en contra fue una lección de pundonor y de coraje. Obviamente con una defensa como la de los Navigators que presiona en la linea, linebackers provocando fumbles y una secundaria que interceptaba cualquier posibilidad de pase largo era muy difícil hacer mucho más.

Esto fue como David contra Goliat, sólo que Goliat parece que comió bacalao y se puso las pilas.

A los Navigators sólo queda felicitarlos, sobretodo por haber mantenido la actitud desde el primer al último minuto, y por habernos hecho disfrutar de un abanico de jugadas en su playbook, digno de los más altos elogios por su versatilidad, por la efectividad en la ejecución de las mismas y por habernos hecho disfrutar un poco de la esencia de un  fútbol americano trabajado, rítmico y armónico.

De jugadas de fuerza con el excelente full back Filipe Granjeiro (#28), tanto bloqueando como corriendo, imparable en esta última faceta, el super expectacular running back Marco Madeira (#27) un clon entre Marshall Faulk y Ladainian Tomlinson, esperando los bloqueos, fintando, cortando, y corriendo como una exhalación cada vez que sus compañeros le habían abierto el mínimo espacio. El quarterback Zé Pedro (#18), haciendo honor al dorsal de Manning, con un dominio del timing excelente, esperando pacientemente que sus receptores estuviesen abiertos.

Formaciones en I, split back, qb sneak, formaciones de fuerza con dos tight ends que provocaban una superioridad incontestable en la línea, jugadas de engaño, play actions, etc., todo ello ejecutado con la precisión de una orquesta perfectamente dirigida y apoyándolo todo en un trabajo inconmensurable de la defensa que conseguía para el ataque excelentes posiciones de campo.

El domingo no fue festivo para los Navigators, llegaron a Galicia, se pusieron el traje de faena y pasaron como una apisonadora sobre los voluntariosos Black Towers, a los que todavía les queda mucho margen de mejora. A veces suspender es la mejor manera de aprender.

Anuncios

9 comentarios en “Galicia Black Towers vs Lisboa Navigators

  1. A mi también me parece loable que la pasión de estos chicos por el deporte, los lleve a demostrar que, a veces, la dedicación, el esfuerzo y el valor de salir al campo para batirse con alguien más grande y más fuerte, valen tanto como ser, precisamente, grande y fuerte en una determinada actividad deportiva. Desde mi ignorancia y poco entendimiento del football americano, pero desde el conocimiento del espíritu que mueve a los jugadores del BlackTowers les animo para que sigan demostrando que en Galicia también sabemos sentimos pasión por “el otro football”. Me parece honorable este homenaje!

  2. jeje principalmente gracias por estos animos y por poder disfrutar de un exelente reportage sobre nuestro DESCONOCIDO deporte
    yo de Black Towers pongo fe en poder mejorar en esta liga y por supuesto nos veremos en la final y espero una vuelta contra los Navigators

  3. Me ha gustado mucho el artículo. Muchas gracias por dedicarnos estas palabras, resultan muy alentadoras despues del serio correctivo recibido el domingo.

    Gracias.

  4. Muy bonito articulo y gracias por el apoyo dado en el. Todos los comienzos son dificiles, pero con ilusion y trabajo todo se consigue. Aupa Black Towers y un ole a Navigators por su bonito y vistoso juego.

  5. Un artículo excelente. Como miembro del equipo, sólo debo decir que seguiremos trabajando para mejorar día a día, y dar las gracias por todo el apoyo recibido. Un saludo.

  6. No he leído el artículo hasta hoy, pero debo admitir que ha sido algo soberbio. No hay forma de explicarlo mejor. Muchas gracias por tu tiempo y palabras.

    Saludos

  7. Em nome dos Navigators quero aqui desejar muita força para os nossos amigos dos Balck Towers!! Dedicação e empenho nos treinos darão frutos, já que voces tem muito potencial.
    Obrigado pelo belo artigo e boa sorte para o resto da liga!!

    Navs #27

  8. Posiblemente si no fuese por este articulo nunca tendria ninguna referencia del futbol americano (bueno de verlo en las peliculas), no creo que retenga mucho tiempo los datos (tengo el disco duro que “afumea”, pero que sepas que me ha gustado mucho leerlo. Como siempre un placer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s